Detenido por secuestrar, drogar y violar a su pareja

Jueves, 14 de marzo de 2019

Un hombre fue denunciado por su familia, a cuyos integrantes sometió a un verdadero calvario durante años.

Una familia entera vivió durante años un calvario. El autor del sufrimiento y de los episodios de violencia era nada menos que el padre, que fue detenido luego de ser acusado de golpear, drogar, violar y mantener secuestrada a su pareja.

Todo ocurrió en la localidad de Villa Elisa, en la ciudad bonaerense de La Plata, donde este hombre vivía junto a su familia, a la que agredía en forma cotidiana.

La mujer y sus cuatro hijos, de entre 7 y 16 años, fueron alojados en un refugio para mujeres víctimas de violencia de género y violencia familiar, y están con tratamiento psicológico.

El hombre, de 40 años, es chofer de una empresa de repartos de la localidad bonaerense de Bernal y quedó detenido acusado de abuso sexual doblemente agravado por ocasionar un grave daño a la salud, por el vínculo y por amenazas.

"Lo que este hombre le hizo a su mujer es algo horroroso. Nunca visto el nivel de violencia física y mental infligida a la mujer. La aniquiló, carece por completo de autoestima y llevará años de tratamiento", explicó a Télam un investigador del caso.

Más de Policiales

Acusado de raptar y violar a una nena de 13 años y le destruyeron la casa

Acusado  de raptar y violar a una nena de 13 años y le destruyeron la casa
Fue en La Plata. El presunto agresor había salido recientemente de la cárcel. Está prófugo.

Declaración de los iraníes detenidos con pasaportes falsos

Declaración de  los iraníes detenidos con pasaportes falsos
Sajjad Samiel Naseran y Mashoreh Sabzali llegaron a la Argentina haciéndose pasar por israelíes. Continúan las pericias a las cámaras de seguridad del aeropuerto de Ezeiza.

Apareció Benjamín: el chico de 6 años que se había perdido

Apareció Benjamín: el chico de 6 años que se había perdido
Benjamín Sánchez estaba de paseo con sus padres en El Salado. Pero se separó de ellos. Lo hallaron casi un día después a 21 kilómetros de donde se había perdido.